Reseña: “Memories of the sword (협녀, 칼의 기억)”

Por @Ari2PMAM para Bomba Soju

Memories of the sword

Hala, que hacía un tiempecito que no reseñaba una película y al final, buscando otra cosa di con ella y en cuanto la tuve, me puse manos a la obra. Y eso que ya le tenía echado el ojo desde el momento en que se habló de su estreno y os hablé de ella en su momento. Allá por agosto del año pasado.

Bien, la historia se ambienta en Goryeo, aunque no sé en qué momento, donde nos encontramos a tres amigos de orígenes muy humildes: Deok Gi/Yoo Baek (Lee Byung Hun), Seol Rang/Wol So (Jeon Do Yeon) y Poon Chung (Bae Soo Bin).
A este trío se les conoce como Las Tres Espadas y son los cabecillas de una revuelta contra el gobernador Lee Ui Myung (Moon Sung Geun). En una de las batallas, Poon Chung consigue apresar a Jon Bok (Kim Tae Woo), el hijo del gobernador y se presentan con él en el palacio.
Lo que no se esperaban ni Poon Chung ni Wol So, es que Deok Gi les traicionase y aceptase el soborno de Lee Ui Myung para escalar en la sociedad. Y claro, acaban pasando una serie de cosas que te hacen querer coger a casi todos los personajes y colgarlos del palo de mesana.

Pasan los años y vemos a Seol Hee (Kim Go Eun) convertida en una joven llena de energía, que se dedica a cuidar de las plantas, de su hermano pequeño y ayudar a su madre adoptiva, Wol So, a llevar la casa de té que poseen, mientras ésta le enseña esgrima, a pesar de su ceguera.
A pesar de su juventud, Seol Hee es muy buena con la espada y pocos pueden hacerle frente. Y claro, entre su juventud y el tener el ego subido, pues se cree que puede luchar contra cualquiera y que no tendrá que enfrentar las consecuencias.
Por desgracia para ella, se acaba colando en los juegos organizados por Yoo Baek y luchando contra el hombre de confianza de éste, Yool (Lee Junho o Junho, a secas. El dormilón XDDD). Al verla en acción, Yoo Baek descubre de inmediato que Seol Hee es una copia de Seol Rang… Y se acaba abriendo la caja de Pandora.
Esa misma noche, Wol So le revela a Seol Hee que ella y Deol Gi son los responsables de las muertes de sus padres y que su obligación es matarlos para poder así vengarlos y que ellos paguen por sus pecados.
Ya os podéis imaginar el trauma que sufre la pobre nena, que ve cómo la mujer a la que consideraba su madre le revela una verdad que le cuesta Dios y ayuda aceptar.
El caso es que se larga y tras varios sucesos, acaba bajo al cuidado del maestro de Las Tres Espadas, interepretado por Lee Kyoung Young.
Pasan más cosas que provocan que la ira y el deseo de venganza de Seol Hee aumenten hasta proporciones épicas y se presente en el palacio de Yoo Baek reclamando su sangre.

¿Y qué sucede? Pues no os lo pienso contar, al igual que no os pienso decir absolutamente nada más sobre muchas más cosas que pasan en la película y que son muy interesantes.
Sólo voy a decir una cosa, si Maquiavelo hubiese podido ver esta película, se habría sentido orgullosísimo del guionista.
Las acciones de ciertos personajes son tan sibilinas que al final te dan ganas de ponerte a aplaudir. Al menos en mi caso, claro.

Como estamos ante una película histórica, supongo que ya sabréis cómo se las gastan los malos XDDD.
Aunque eso sí, nadie gana en maldad a Yoo Baek. Su ansia de poder y riquezas no conocen límite, llevándole al extremo de plantarle cara al rey y conseguir que todos los nobles de la corten actúen según su voluntad.

La historia de amor/odio entre Yoo Baek y Wol So es extremadamente retorcida. El amor que siente él (que dudo en llamarlo así), es enfermizo. A pesar de los años que han estado separados, sigue obsesionado con ella; ninguna otra mujer logró hacerse con su corazón.
Pero claro, a pesar de que Wol So siga amándolo, aunque diga que no, el sentimiento de culpa es tan grande que lo único que desea es hacerle daño. Por no hablar de que también pesa el amor por su hija, Seol Hee.

Me encantaron las interpretaciones de todos los actores, sobre todo de Jeon Do Jeon y Lee Byung Hun. Estos dos consiguieron que te creyeses a la pareja/expareja. Hay química entre ellos dos.
Tengo que decir que Kim Go Eun me sorprendió para bien en esta película, ya que les aguantó el tipo a esos dos sin que se la comiesen con patatas, ensalada, postre y cafelito.

Las dos horas que dura la película se pasan volando y la disfrutáis de principio a fin. Eso sí, las escenas de lucha son al estilo: “Tigre y Dragón”, “Hero” y “La Casa De Las Dagas Voladoras”. Así que si no os va ese estilo de cine, mejor pasáis.

NOTA: 10

Créditos: AsianWiki, Movieclips Film Festivals & Indie Films
Esta entrada fue publicada en 2PM, Actores y Actrices, Cine, Historia de Corea, Idols, Lee Byung Hun, Opinión, peliculas y etiquetada , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Reseña: “Memories of the sword (협녀, 칼의 기억)”

  1. mace68 dijo:

    Gracias Ari por la recomendación , la encontré con subtítulos en ingles, (aunque mi ingles es malo, del verbo malo) la vi y me gusto , es una excelente pelicula y las actuaciones son tan buena que aunque no entendia el idiona , sus actuaciones me llegaron y como tu dijiste , ese amor / odio de la pareja principal traspasa la pantalla y el lenguaje. De acuerdo contigo es un 10.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s