Pretty boy, revisión capítulo 5

Por Nuna para Bombasoju

pretty boy bombasoju 5.3

Bueno, pali pali, que nos vamos atrasando y se nos acumulan capos…

Comenzamos el quinto con Yoo Ra (Han Chae Young) contándole las penas a Ma Te (Jang Keun Suk). Y como no vemos ni rastro de Bo Tong (IU) por ninguna parte, suponemos directamente que tras ver la escenita del abrazo, o sea, la de la imagen que sigue, se ha esfumado a llorar las penas a algún rincón.

pretty boy bombasoju 4.9Pero es que la pobre Yoo Ra, por muy dura que parezca, por muy segura de sí misma que sea, tiene el problema más grande y triste que puede tener una madre, que no se reduce sólo a no poder ver a su hija, sino a que a ésta la vayan a enviar a quién sabe dónde a estudiar. Siendo una enana de sólo seis años, a Yoo Ra, y a cualquiera que tenga sangre en las venas, esto le parece una burrada. Incluso a Ma Te.

Bo Tong, está llorando en un rincón. El rincón en cuestión es el restaurante de su madre, donde la chica se está poniendo ciega a carne y soju. Bueno, hay más soju que carne en la proporción de ingesta de la noche. Su madre, al verla toda colocada, intenta consolarla… ¿Consolarla? Le dice que empiece a ganar dinero o que se case de una vez, porque la situación financiera de la familia y del restaurante es cada vez más preocupante.

Bo Tong, para demostrarle a su madre que no es una completa inútil, le cuenta que ha sido contratada por una empresa que hasta pone a su disposición un sitio donde dormir, lo cual es una verdad a medias, tirando a mentira muy gorda. No puede explicar más allá porque cae redonda del colocón que lleva, y tendríamos que dar las gracias por eso, porque si no, a saber qué otras mentiras se le habrían ocurrido.

Pero su madre, cual aguilucho implacable, no olvida lo que ha escuchado. A la mañana siguiente la saca de la cama (con todo el resacón) para hacerle el tercer grado, y Bo Tong tiene que mantener la mentira. Y al saber que al fin la niña se le va a independizar, la ahjuma acaba encantada de la vida.

Aunque el que va a acabar realmente encantado es Daniel (Lee Jang Woo), ya que Bo Tong se ve obligada a llamarlo y aceptar esa propuesta que él le hizo de ir a vivir a su casa.

Persona humana encantada de la vida.

Persona humana encantada de la vida.

Y ahora, pasemos a desentrañar el misterio de Hada Eléctrica. ¿Es una adivina de verdad, sí o no? Pues como todo el mundo, nosotras incluidas, esperaba, NO lo es. Más que nada, porque anda debatiéndose entre seguir leal a la bruja de la vice o rendirse a los encantos de Ma Te, y en un momento dado la vemos dirigiéndose a esos dioses eléctricos que tiene alrededor, deseando que estuvieran realmente con ella.

Pero con o sin dioses, tiene que tomar una decisión, y finalmente, en su balanza gana más todo lo que Ma Te representa. Así que, llama a la bruja para romper el trato. Pero la vice va por delante. Ya sabe que en lugar de deshacerse de Ma Te (y Yoo Ra), Hada está saliendo con él, también sabe que la adivina va a romper el trato, así que, la amenaza con repetir a lo bruto lo que hizo con el puesto de comida de sus padres. ¿Alguien dudaba de que había sido ella?

Pero Hada no es una cobardica. Contesta que Ma Te tiene que ser un importante grano en cierta parte para tenerla tan interesada, y que en lugar de ir a por otras personas, lo que debería de hacer es proteger su propia posición, si es que puede y es capaz de ello.

Touché. El asalto verbal es para Hada, pero no perdamos de vista a la vice, que no es de las que hablan mucho. Ella prefiere actuar…

El caso es que nada más terminar la conversación con la vice, Hada llama como las balas a Ma Te para quedar con él. ¿Le enseñará sus trucos?

Y otro que se ha lanzado a la piscina es Daniel, que aprovechando que por el contrato de alquiler ha pillado la dirección de Bo Tong en Ulsan, se presenta allí de improviso con la excusa de recogerla para ayudarla a mudarse. Habemus pagafantas brutal.

Ya que está allí, y aprovechando que no ha comido y que está en un restaurante, aprovecha para confraternizar con la familia de la chica. Y está EN-CAN-TA-DO de la vida otra vez.

En el modo encantado le sigue la madre de Bo Tong, mientras que la propia Bo Tong y Dae Shik (Hoon) andan en el polo opuesto de estados de humor. Ella, porque sufre al ver que su madre anda EN-CAN-TA-DA de la vida con su nuevo “jefe”, y él porque tiene celos de hermano, y con esa personalidad beligerante taekwondista que tiene, está jugando a ser el cabeza de familia chungo.

A la derecha, persona humana encantada de la vida segunda parte. A la izquierda, taekwondista beligerante

A la derecha, persona humana encantada de la vida, segunda parte. A la izquierda, taekwondista beligerante

El de la izquierda, acabó derrotado por su hermana la que NO lleva años entrenando a taekwondo, cuando preguntó directamente si eso de ponerle habitación a la compañera de trabajo, no era una excusa para irse a vivir juntos… más quisiera David.

El caso es que David termina instalando a Bo Tong en una preciosa y espaciosa habitación de su preciosa y espaciosa casa, y está tan EN-CAN-TA-DO de la vida de tenerla allí, que ya hay que ser tontalhaba para no darse cuenta de lo que ocurre con el pobre muchacho.

Bo Tong vivirá en esa habitación, y David seguirá acampado afuera como hasta ahora. Y mientras tanto, se pondrán manos a la obra para intentar buscarle un espacio a los “calcetines de limpieza” en el canal de televenta. El primer intento de David caerá en saco roto. Tratará de convencer sutilmente a su jefe para que levante la mano y deje pasar los requisitos habituales a las empresas que presentan productos, pero al no ser precisamente un empleado estrella, ni un producto estrella, el jefe ni se plantea la posibilidad de pensar en ello durante diez segundos. Está mucho más interesado en su manicura que en las tonterías de David. Así que, no se puede hacer nada.

Más tarde, habrá reunión con Bo Tong y Ma Te en uno de los despachos de la empresa. Atentas al escenón porque es de celos, jejejejeee. Ma Te y Bo Tong están juntos y ella comenta que se ha dejado el teléfono olvidado. David entra en ese momento con el susodicho teléfono, diciéndole que se lo ha dejado en su habitación, sobre la cama. Cuando ella responde “siento que hayas tenido que volver a casa a por él”, a Ma Te ya le orbitan los ojos alrededor de la cabeza.

Como no le entra en el melón que puedan estar viviendo juntos, le pide a David que no hable así si no quiere que la gente entienda lo que él acaba de entender, y que no le cabe en el melón. Que por lo que acaba de decir, cualquiera a quien le cupiera en el melón entendería que han pasado la noche juntos bajo el mismo techo.

“Es que así es. Pasamos la noche juntos y salimos de casa juntos por la mañana”, responde Bo Tong, inocentemente (es que es tontalhaba, hace dos capos suspirando porque Ma Te no paraba en los hoteles del amor, y ahora no pilla ni las sutilezas básicas).

Y Ma Te… bueno, lo de Ma Te mejor lo véis porque es totalmente gráfico…

pretty boy bombasoju 5.3

Empieza a caberle en el melón de golpe y de la peor manera. David, que ve venir lo que está pensando, le recrimina si es que no la conoce bien como para no imaginarse ciertas cosas… pero no le aclara totalmente la situación.

Ma Te está más quemado que la moto de un hippie. Seguro que lo que está sintiendo en este momento lo achacaría a que Bo Tong es una amiga de toda la vida, sin padre, y con un hermano beligerantemente inútil, a la que tiene que proteger como si de otro hermano se tratara, peero nosotras ya sabemos que eso NO es cierto…

Con este mal rollito empieza la reunión de los tres, en la que deciden que sea Ma Te quien se encargue de convencer al jefe de David de que les deje un huequito en la emisora.

Y una vez terminada la reunión, afuera, ya solos, es cuando Bo Tong le explica a Ma Te la situación que le ha llevado a terminar viviendo en casa de David. En principio, Ma Te no parece muy preocupado por eso, y sí por cómo va a utilizar sus dotes de persuasión con un hombre, pero acto seguido y a grito pelado, le ordena que se quede a dormir en su casa de Ulsan, Y PUNTO. Y en este momento, Bo Tong tiene un momento de lucidez en medio de toda su tontalhabería, y comienza a valorar la posibilidad de que él esté celoso…

Pero Ma Te ha salido zumbando al encuentro de Hada, que lo ha citado en su consulta. Él opta por la sinceridad, de todas formas, si mintiera, Hada le pillaría enseguida. Necesita vender los calcetines, y para ello, necesita persuadir a cierta persona para que lo autorice y así conseguir cierto objetivo en la vida que se ha marcado.

Cuando salen de la consulta y pasean en lo que ya es una cita en toda regla, ella es quien se sincera. Aprendió sus habilidades tratando de comunicarse con sus padres, que son sordomudos. Se acostumbró a observar y a adivinar sus necesidades mediante esa observación. Ella lo llama “ver el botón”. Todo el mundo tiene un punto débil, una necesidad de algo, si encuentras y pulsas ese botón, serás capaz de influir en esa persona.

pretty boy bombasoju 5.4

Ma Te se dedicará a partir de ese momento a reflexionar sobre ese botón… hasta que se acuerda de Bo Tong, le viene a la cabeza la posibilidad de que ella esté en casa de David, y se acabó la reflexión. Sigue entonces un verdadero duelo entre el Ma Te orgulloso y el Ma Te preocupado (él lo llama curioso), ¿llamarla o no llamarla?

La chica, por supuesto que está con David. Está coladísima por Ma Te, pero afortunadamente no sigue sus órdenes a rajatabla como si fueran mandatos divinos.

Ella y su doble masculino están cenando en el jardín (con el frío que hace). Ambos están planeando hacer coincidir a Ma Te y al jefe de David de alguna manera, y David sabe de un sitio donde el hombre va puntualmente todas las semanas…

Al día siguiente, de mañanita, Bo Tong llama a Ma Te para informarle de que está en casa de David y de que se ha pasado sus órdenes por el Arco del Triunfo, y él se enfada muchísimo. La amenaza con chivatearse a su madre, y en lugar de acongojarse, ella ¿¡le grita!? Qué fuerte, se le está rebelando la niña.

Pero Ma Te no tiene tiempo de discutir. Tiene que irse a una cafetería en Cheongdamdong, uno de los barrios pijos de Seúl. Bo Tong comienza a buscar cafeterías en la red para encontrarle.

Y allí está Ma Te, con Hada. A él le está costando lo del botón, pero Hada, con sólo echar un vistazo a la gente, sabe de sus miedos, sus problemas, sus debilidades, sus traumas. Le dice que tiene que observar con mucha atención hasta encontrar el botón de cada persona. No le va a resultar fácil, puesto que las personas tendemos a ocultar nuestras debilidades y temores más profundos, pero ella lo hace de calle, porque tiene gran práctica. Uno de los trucos, es el lenguaje corporal.

Justo cuando Ma Te está a punto de pillar el concepto, observando a un hombre cercano, llega Bo Tong a la carrera. Vista por Hada, la chica es así:

pretty boy bombasoju 5.5

Bo Tong entra en tromba, cabreada. Porque le ha llevado un rato buscarle, porque lo ha encontrado con otra tía, y porque no se puede sonreír llevando una pernera de la media de cada color, joer.

Hada decide después de tener algún tipo de pensamiento sobre Bo Tong, que debe quitarse de enmedio, y se va. Bo Tong impide que Ma Te salga tras ella: tienen que ir a cierto sitio a “encontrarse casualmente” con el jefe de David, y tienen que ir YA.

Atentas. El jefe de David va todas las semanas a la misma hora… a HACERSE LA MANICURA. Jajajjajaaaa, y allí tenemos a Ma Te, en el centro de estética, dejando que le hagan una.

El jefe llega, y por su actitud, Ma Te supone rápidamente que es gay… ¡lo tiene fácil! Puede usar sus tácticas con él. Así que no tarda en acercarse como quien no quiere la cosa y tratar de insinuársele… pero le sale el tiro por la culata. El tipo tan solo es algo afeminado, no es gay, o no quiere salir del armario en su defecto (cosa que dudo, porque se supone que Ma Te es irresistible), y acaba gritándole que es un pervertido delante de todo el mundo, e incluso recomendándole lugares de ambiente, ejjejejejeee. Ma Te se muere de la vergüenza.

Esta vez su botón era incorrecto, no entiende qué ha fallado. Mientras piensa en ello, su amigo Gook Seung, que ha ido a visitarle, le pide ayuda. Está en la calle y quiere quedarse en su apartamento. A Ma Te se le ocurre una idea estupenda para matar varios pájaros de un tiro…

Se va zumbando para casa de David, y con la excusa de que tiene un ayudante nuevo, lo mete en casa del pobre chico para espiar a Bo Tong y para evitar que las cosas se pongan demasiado íntimas entre la vecinita y el agente de ventas. David ve venir su jugada desde lejos, pero no puede negarse. Bo Tong, desde que Ma Te se ha dirigido a ella utilizando el “uri” (marcando territorio a lo bruto ya sin esconderlo), vive en el séptimo cielo.

Sin embargo David no va a quedarse sin responder a la invasión. Muerto de la risa, comenta la anécdota que ha tenido su jefe con cierto loco que le cogió la mano en el salón de belleza… Ma Te no sabe dónde meterse. Pero aunque ni David ni Bo Tong se sienten muy cómodos con la nueva situación, Gook Seung acaba viviendo con ellos. Por obra y gracia de Ma Te.

Me da la sensación de que alguien ha dejado de estar EN-CAN-TA-DO de la vida…

pretty boy bombasoju 5.6

Te quedas, porque yo lo valgo

Tras esto, Ma Te va a comentar su fracaso con Hada. Si encontrar el botón es ya de por sí complicado, gestionarlo no es menos fácil.

Hada ha decidido ayudarlo con el problema de los calcetines, y hacerlo de una manera directa. El botón que tiene que tocar, es el de su teléfono móvil para llamar a una tal Kim In Joong, una de sus clientas, y decirle que ha tenido una premonición relacionada con unos calcetines blancos…

¿Pero quién es esta mujer? Pues es una consultora financiera, que resulta ser también una de las personas mejor relacionadas de la ciudad. Tiene muchos contactos, conoce a un montón de gente, y en cuanto sus pasos se crucen con los calcetines de Ma Te, y gracias al pequeño empujón de Hada, él tendrá su problema resuelto. ¿No merece este favor un besito de agradecimiento? Yo intuyo que sí que se lo da, pero lo que vemos nosotras es un besito de esquimal de mielda, sin nada de arrebato ni sangre, por lo que pasará a la historia como… bueno, no pasará.

Más tarde vemos a Hada poniendo al día a Yoo Ra del asunto de In Joong y Ma Te. Parece ser que a Hada le preocupa la posible relación que puedan desarrollar, pero Yoo Ra anda bastante contenta con ello. Mucho más cuando Hada le regala otra de sus predicciones/suposiciones: “tu afecto protegerá a tu hija“.

Después, es Ma Te quien aparece por la cafetería para pedirle referencias de Kim In Joong. Esa mujer es la siguiente en su lista de conquistas, y está claro que lo importante en ella son sus contactos.

Pero aún tiene que cruzar esos calcetines en la vida de In Joong, y es ahí donde entra en juego Bo Tong. La convence para que vaya a ofrecer los calcetines a cierta compañía como regalo para sus clientes, diciéndole que el objetivo es In Joong, y que ella a su vez le tiene que dejar muy claro que será MG quien lo comercializará.

Y allá va Bo Tong a cumplir con su misión. Se presenta en la empresa con sus calcetines, y en cuanto In Joong oye “calcetines”, recuerda las palabras de Hada, y entra al trapo de cabeza. Bo Tong acaba con ella en la sala de juntas. Cuando la chica menciona que MG estaba interesado en sacar a la venta el producto, no hay mucho más que pueda añadir para convencer a In Joong. Pero es desconfiada… teme que sea un truco, y le pregunta si conoce a Hada. Y claro, Bo Tong la conoce, la ha visto una vez, pero no sabe que es Hada ni a qué se dedica, así que pone cara de “¿locualo?”, y termina de convencer a la mujer que tiene delante.

La ves y es como su cara dijera: "parezco lista... y lo soy"

La ves y es como su cara dijera: “parezco lista… y lo soy”

No tardará en recibir una llamada de David, que vuelve a estar EN-CAN-TA-DO de la vida, para decirle que alguien ha registrado la empresa de calcetines y que por fin pueden comercializarlos en MG.

 Nuestros amigos, con Ma Te a la cabeza, se ponen en marcha. Siempre con pequeñas tensiones entre los dos aspirantes a alfa, y siempre con Bo Tong por medio. Ella ha llegado con una regadera que ha encontrado en la basura convertida en bolso. A Ma Te le parece horrible, pero David, que es su mitad masculina, la ve perfectamente bien reutilizada. Más tarde, será David quien le eche en cara a Ma Te que trate a Bo Tong como una esclava. SE ODIAN.

Y llega el momento de la emisión. Todo está preparado para la televenta de los calcetines. David le pide a Bo Tong que eche el aliento sobre los calcetines. Es un ritual de buena suerte que suelen hacer con los productos. Pero Ma Te, que por alguna razón no quiere que David tenga unos calcetines con el aliento de la vecinita, termina echándolo él. SE ODIAN MUCHO.

Comienza el programa. Las presentadoras hablan sobre las propiedades de los calcetines, mientras que se ven también demostraciones de su capacidad de limpieza.

Hay muchos nervios entre nuestros protagonistas, pero de repente las llamadas telefónicas, con sus correspondientes pedidos, comienzan a multiplicarse. Bo Tong está tan contenta, que deja escapar unas lágrimas de alivio y alegría, moviendo el corazoncito duro y frío de Ma Te.

Se le mueve el corazón

Se le mueve el corazón

…Y le sale con que si superan el millón de ventas, le dejará tomarle 10 fotografías.

Ma Te se siente satisfecho. Es la primera vez que gana dinero y que no le cae del cielo regalado por alguna de sus amigas. Mentalmente, le agradece a Bo Tong toda la ayuda que le ha prestado. Y Yoo Ra, que anda pendiente de esa venta, también está satisfecha. Su pequeño proyecto acaba de arrancar en serio.

Cuando el programa termina. Han vendido todos los calcetines y han ganado bastante dinero. Llegan las felicitaciones. Pero a Ma Te no le hace ninguna gracia el modo efusivo y la confianza con la que David y Bo Tong se abrazan para celebrar la victoria.

Ma Te les observa. Mejor dicho, observa a David. Y por fin ve el primer botón de alguien con toda claridad. El botón de David es Bo Tong.

¿Entrará Ma Te en modo celoso? Yo creo que ya lo está pero no se ha dado ni cuenta. Más que nada porque la cree segura de sus sentimientos por él, o por lo menos nadie antes había sido una amenaza en ese sentido o le había robado una pequeña parte del amplio afecto que ella siente por Ma Te.

Veremos qué acontece en los siguientes capítulos.

Listado de capítulos

Esta entrada fue publicada en Actores y Actrices, Doramas coreanos, Dramas, Jang Keun Suk, Programas de TV, revisión de dramas y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Pretty boy, revisión capítulo 5

  1. Jenny Nelly dijo:

    No puedo negar que la escena que me dejo muerta de risa fue cuando Ma Te le frotaba las manos con esa crema al jefe de Dvid,cuando este se le acerco pense que le iba a dar un beso y reconozco que grite Nooooooooooooooooooooo(como seguro lo hacia Ma Te internamnt) ,dije: Sera acaso que hasta los hombres caen en sus encantos? jajajaj…Me provoco dolor en los maxilares por tanta risa….Gracias nuna por tus revision, son muy divertidos! JKS, crece cadia dia intrpretando a este personaje..puedo esperar cualquier cosa de Dokgo Mate.

  2. eli BCN dijo:

    Los dos protagonistas están cambiando el uno respecto al otro… poco a poco. Espero que veamos algún cambio más interesante pronto, porque no sé que más nos pueda interesar de este guión. La historia de las mujeres que le están enseñando a tener éxito, que al principio me parecía una idea original, tampoco me parece que se esté desarrollando de forma interesante. En resumen, me estoy aburriendo como una ostra, porque ya ni las ocurrencias de Bo Tong me hacen gracia, bueno, sólo cuando tú las comentas, como lo del bolso regadera.

    Gracias Nuna, por romperte la cabeza para hacer una narración entretenida.

  3. Seveth dijo:

    Pues la verdad es que a mí el drama me está pareciendo bastante entretenido. Y para mi total y absoluta sorpresa, Bo Tong me ha conquistado.
    Al empezar a verlo tenía mis reservas, si el personaje protagonista femenino de un drama no me gusta, da igual lo buenos que sean el resto, no me termina por convencer.
    Y Bo Tong, tan absolutamente colgada por Ma Te y siendo (en mi opinión) taaaaaaan insistente y arrastrándose taaaanto por él… No me gustaba.
    Pero es que he ido viendo que si tiene carácter y que a pesar de que adore a Ma Te, cuando quiere hacer algo de verdad (mudarse a casa de David, por ejemplo) lo hace, diga él lo que diga.
    Además es adorable, divertida, original y buena chica.

    La relación entre Bo Tong y David me gusta mucho. A día de hoy, si tuviera que elegir a uno de los dos para ella, escogería a David de calle.
    La comprende, la cuida, se preocupa por ella y tienen una relación muy bonita.

    Ma Te tiene que currárselo mucho para merecer a esa chica. Y es algo que me parece bastante injusto, David es quien está con ella y con quien se comporta de forma natural, y sin embargo es de Ma Te de quien está totalmente enamorada. Pobre David.

  4. franx dijo:

    Gracias por la revisión es bastante divertida, le das untoque único, me gusta el drama creo que va agarrando más ritmo, pero por momentos la historia de deja medio desconcertda, la seguiremos jajajajcreo que nos sorprenderá (o eso espero o_O)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s